martes, 20 de mayo de 2008

La Hora del Café*


Es la hora del café,
Los humos se confunden en el ambiente,
El blanco del café y el gris del cigarro,
Los olores se mezclan, tu dulce perfume
Y el olor de la esencia del grano.

Es la hora del café,
Nuestra plática luce eterna,
Te ves muy tierna detrás de la cortina de humo,
Tu sonrisa ambienta esta hermosa velada,
Y tu dulce voz es la nota perfecta.

Es la hora del café,
Dos corazones se mezclan al diluirse los granos en miel,
Somos magia, es el dulce néctar en tus labios,
Dos cuerpos se encuentran alrededor del alma del café,
Es la hora del café, la hora de los enamorados.

*imágen de Vladimir Kush

1 comentario:

Latamoderna dijo...

amo el café y la hora del café, que es todo el día en realidad.